¿Quieres suscribirte a nuestro blog?

¡Vamos a clases de cachorros! 5 Beneficios

Escrito por Adaptil, Publicado en 21 febrero 2022

Llevar a casa a un nuevo cachorro ha sido un momento de lo más emocionante. Ya te has encargado de lo más importante, como ponerle el chip y encontrar un veterinario para él. ¿Y ahora qué? 

Es probable que sea buena idea apuntarle en una “escuela canina” porque es un lugar estupendo para que el nuevo miembro de tu familia aprenda cosas nuevas y haga muchos amiguitos. Es una manera muy divertida de pasar tiempo juntos y conoceros, al tiempo que le ayuda a convertirse en el perro seguro de sí mismo y sociable que merece ser. 

A continuación, te explicamos cinco de las grandes ventajas de las escuelas caninas. 

¡Hora de socializar! 

Cuanto antes comiences a asistir a clase con tu fiel amigo, antes comenzará a socializar y a aprender a estar en compañía de otras personas y perros de distintas razas. 

Como nos pasa a los seres humanos, las experiencias que viva nuestro perro cuando es joven son muy importantes para dar forma a su personalidad y asegurarnos de que se relacionará correctamente con perros y personas cuando crezca. 

Los cachorros necesitan tener todas las experiencias positivas que sea posible cuando son pequeños, de manera que los buenos recuerdos que adquieran jugando con otros perros y personas les ayuden a mantener la calma en el futuro cuando se encuentre con ellos. Las clases para cachorros, especialmente las destinadas a cachorritos de entre 8 y 16 semanas, son un modo excelente de asegurarse de que tu adorable bolita de pelo socialice tanto como sea posible. 

 

Una oportunidad para conoceros 

Asistir a las clases con tu querido compañero te ayudará a conocer a tu perro, su personalidad y los mejores métodos para educarle. Tendrás la oportunidad de ver cómo reacciona ante diferentes situaciones y aprenderá cómo debe responder contigo en nuevos entornos. 

Como bien saben todos los amantes de los perros, cada cachorro tiene su propia personalidad, y tu relación con tu amigo peludo saldrá reforzada, ya que conocerás todos los rasgos que le hacen tan especial, y cómo abordarlos. 

Con las clases para cachorros, el tuyo te reconocerá la forma en la que te comunicas con él. Guiar a tu cachorro hará que te comprenda y que cumpla las normas que tú establezcas. También le hace sentirse seguro sabiendo que su humano lo tiene todo bajo control y le cuidará en todo momento, pase lo que pase.

 

Aprender con los expertos...

Una de las mejores cosas de las clases es que tendrás a mano un buen educador, experimentado, que te dará toda clase de consejos para que enseñes a tu cachorro con más facilidad. Puede ayudarte a establecer órdenes básicas, como "siéntate", "quieto" y "abajo" y hacer que tu cachorro se acostumbre a pasear con correa sin dar tirones. 

Al asistir a la escuela, tu joven perrete también desarrollará habilidades memorísticas y para responder a tu llamada, que son fundamentales para que vuelva si se escapa, se suelta del collar o se distrae persiguiendo a algún animalito, como una ardilla, un conejo... 

Solo tienes que recordar que las sesiones de educación han de ser breves y divertidas, tienes que premiar el buen comportamiento y ser paciente y constante con tus órdenes. 

PuppyProgram-featured_positive training-3

Sobre todo, tenéis que pasarlo bien 

Las habilidades memorísticas son muy útiles para que tu cachorro aprenda nuevos trucos, pero no olvides que solo debes enseñarle con refuerzo positivo. ¡No escatimes los premios! Así es como fortaleceréis vuestro vínculo y tu cachorro mejorará su memoria y aprenderá antes. Si intentas educarle con castigos, solo lograrás que te tenga miedo, y eso es lo último que quieres. 

Para terminar, si en las clases algún educador te dice que debes tratar mal a tu perro, no lo dudes ni un momento: márchate y busca otra clase. 

Las clases deben ser divertidas y darte la oportunidad de demostrar a tu bolita de pelo cuánto le quieres. Es un lugar donde descubrir nuevos deportes, actividades y trucos con los que pasarlo en grande juntos. 

Para lograr que tu cachorro se encuentre a sus anchas durante la clase, puedes ponerle un collar ADAPTIL Junior. El collar emite "mensajes tranquilizadores" que proporcionan a tu amigo peludo la tranquilidad y la seguridad que necesita para superar todo lo que experimente en la escuela canina. Te recomendamos que continúes usando el collar hasta los seis meses de edad. 

Se ha demostrado clínicamente que ADAPTIL Junior mejora las puntuaciones después del adiestramiento y facilita el aprendizaje al calmar a tu cachorro durante las clases. Así, estará más atento y dispuesto a responder, lo que lo convertirá en el mejor de los alumnos. 

Deja un comentario

¿Quieres suscribirte a nuestro blog?